El Recinto Ferial de Las Rozas se silencia durante dos horas para favorecer el disfrute de los niños con autismo

El Recinto Ferial de Las Rozas apagará el próximo sábado la música y sonidos durante dos horas con el objetivo de que los niños y niñas con trastorno de espectro autista (TEA) puedan disfrutar de las atracciones allí instaladas con motivo de las Fiestas de San Miguel. Las “atracciones en silencio” es una medida que el Ayuntamiento de Las Rozas impulsa por primera vez, a instancias de la Federación Autismo Madrid, y que trata de evitar el impacto sensorial al que se exponen las personas con TEA y puedan pasar un buen rato en las fiestas sin sentir miedo ni ponerse nerviosos.

Así, mañana sábado de 17 a 19 horas, las atracciones funcionarán en silencio para que los niños y niñas con TEA puedan disfrutar de la Feria, para lo que el Ayuntamiento ha solicitado la colaboración de los feriantes, a los que se les ha pedido que durante esas dos horas mantengan apagado el sonido de sus atracciones. Con esta iniciativa, el Ayuntamiento de Las Rozas se suma a una tendencia extendida ya en otras ciudades para favorecer la participación en la feria de niños con trastorno del espectro autista o de personas con especial sensibilidad al ruido.

El alcalde de Las Rozas, José de la Uz, ha resaltado “la importancia de que la sociedad se conciencie de las dificultades a las que se enfrentan las personas con TEA como forma de reforzar su inclusión, y con este pequeño gesto damos un paso para conseguir que sea real. Estamos en fiestas, y nuestro deseo es que todos los vecinos participen y disfruten, sin dejar a nadie atrás”.